17 de abril 2024

AQUÍ Y AHORA

NOTICIAS

Tras más de 4 años pidiendo justicia por la muerte de Daniela Reyes, este domingo será la lectura de sentencia para él único detenido en esta causa, David Espinoza Geraldo, quien solo fue condenado por lesiones graves, leves y amenazas en contexto de violencia intrafamiliar. La Fiscalía insiste en que la causa de muerte no está relacionada con los golpes que recibió, sin embargo un metaperitaje realizado por la familia señala lo contrario.

El 26 de febrero del 2017, Daniela Reyes se encontraba en su casa ubicada en el sector Las Compañías de la Serena, junto a David Espinoza Geraldo quien en ese entonces era su pareja y conviviente. Tras una discusión este la agredió violentamente ocasionándole diversas lesiones de carácter graves.

Pero esto no fue todo, luego de este hecho y tras haber escuchado gritos desde el interior de la vivienda, la madre de Daniela, María Rosa, intentó sin éxito prestarle ayuda, siendo empujada y agredida por David.

[irp posts=»18748″ name=»Tribunal de La Serena sentencia a casi siete años de cárcel a David Espinoza por el caso Daniela Reyes»]

Posteriormente llegó hasta el lugar Nicolás, el hermano de Daniela, quien corrió con la misma suerte que el resto de su familia. Luego de increpar a Espinoza Geraldo se originó una riña entre ambos y este último lo amenazó con darle muerte, exhibiéndole un objeto que tenía apariencia de un arma de fuego.

Tras ocurrido los hechos, y debido a la gravedad de las lesiones que presentaba Daniela, fue ingresada a la Clínica Elqui de La Serena. Al lugar llegó con un edema pulmonar severo y una falla multisistémica. Con tan solo 17 años y un día después de haber ingresado al centro asistencial, Daniela murió.

Proceso judicial: El cuestionado rol de la fiscalía en la investigación

Los hechos descritos anteriormente desencadenaron todo un proceso judicial y una lucha por parte de la familia de Daniela, quienes, hasta el día de hoy, casi cuatro años más tarde, aseguran que aún no tienen justicia por lo sucedido.

Lesiones graves, lesiones menos graves y amenazas no condicionales fueron los delitos por los que el Ministerio Público formalizó la investigación contra David y por los que el tribunal lo condenó. Todos ellos en contexto de violencia intrafamiliar.

Por parte del Ministerio Público, siempre han mantenido la misma línea, tanto en la acusación como en la investigación, que estuvo a cargo del fiscal Juan Pablo Torrejón.  Ellos reafirman que Daniela no murió producto de las lesiones, tal y como era señalado en el informe de autopsia.

“El peritaje que corresponde a la autopsia 63 del año 2017 da cuenta de que la víctima presentaba lesiones atribuibles a terceros, que esas lesiones eran graves pero que la muerte no es consecuencia de aquellas lesiones, por tanto malamente el fiscal podía reformalizar en forma seria, porque no habían antecedentes suficientes como para decir que aquí había un femicidio o un homicidio, por el contrario, establecía el Servicio Médico Legal en su pericia que la muerte no era consecuencia de las lesiones y así lo afirmaba categóricamente”, explicó el fiscal regional subrogante de Coquimbo, Claudio Correa.

Tras conocer estos antecedentes, la familia decidió dar con lo que, a su juicio, es la verdad de cómo ocurrieron los hechos que terminaron con la muerte de Daniela. Contrataron a un abogado particular, quien les sugirió realizar pericias por su cuenta.

“Revisé toda la causa completa e inmediatamente me di cuenta que había un error de apreciación de los antecedentes médicos, particularmente sobre la causa de muerte, por lo tanto, le planteé a la familia que era necesario hacer metaperitajes respecto del informe del servicio médico legal, a fin de que se esclarecieran exactamente las causas que causaron la muerte de Daniela”, explica el abogado que representa a la familia en esta causa, Pedro Orthusteguy.

El metaperitaje (estudio exhaustivo practicado por un profesional, sobre un informe pericial realizado por otro profesional) estuvo a cargo de Carmen Cerda Aguilar, quien cuenta con vasta experiencia en materia de autopsias. En su informe confirma que “la víctima Daniela Reyes Espejo murió debido a la acción de terceros”.

[irp posts=»18311″ name=»Muerte de Daniela Reyes: condenan a ex pareja solo por lesiones debido a que Fiscalía no imputó el delito de femicidio»]

Lo anterior ocurrió en febrero de 2020, tres años después de la muerte de Daniela. Solo en ese momento se logró lo que tanto esperaban como familia, que era dar cuenta de que ella efectivamente había muerto a causa de las lesiones que presentaba.

«Para nosotros ha sido terrible haber tenido primero que andar contratando un abogado particular y hacer peritajes particulares para poder demostrar que David había asesinado a Daniela producto de los golpes. Con todo eso, que fue un esfuerzo enorme para nosotros como familia, más encima que la Fiscalía haya tomado esta postura tan garrafal. Este error es tan negligente, el no haber incluido el homicidio o el femicidio de Daniela en la formalización«, señala Claudia Espejo, tía materna de Daniela.

Sin embargo, todo lo que se había conseguido, no sirvió de mucho puesto que ya era muy tarde. Debido al principio de congruencia del Código Procesal Penal y al Ministerio Publico que no reformalizó los cargos contra David con estos nuevos antecedentes conocidos, el tribunal estuvo impedido de acoger la acusación por femicidio que realizó el abogado de la familia de Daniela, Pablo Orthusteguy.

“El fiscal (Torrejón) formalizó al acusado únicamente como autor de un delito de lesiones graves en la persona de Daniela Reyes Espejo, sin haber consignado siquiera el hecho de su muerte, de modo que, para que prosperara la referida acusación particular, la única alternativa posible era que el fiscal reformalizara la investigación, lo que en esta causa no ocurrió”, señalaba la magistrado Eugenia Gorichon durante la audiencia en la cual se dictó la condena para David Espinoza.

Pese a esto, desde el Ministerio Público sostienen hasta la fecha y apoyados de los primeros peritajes, que las lesiones no produjeron la muerte de Daniela.

“Básicamente el tribunal condenó en base a la información que acreditó la Fiscalía en el juicio, por lo tanto, se falla conforme a aquello. ¿Por qué no se re formalizó o no se acusó de manera distinta? porque los elementos objetivos existentes en la carpeta investigativa daban cuenta que las lesiones que sufrió lamentablemente la víctima, no le produjeron la muerte, insistió el fiscal regional subrogante de Coquimbo, Claudio Correa.

Pero eso no era todo, ya que la defensa del único detenido por este caso, sostenía que Daniela se había suicidado, cuestión que fue desestimada posteriormente por el tribunal “por no haberse acreditado de modo alguno que la ingesta de una sustancia tóxica tipo carbamato, denominada Balazo 90, haya sido la causa de muerte de la víctima Daniela Reyes Espejo”.

“Uno conoce a sus niños, sabíamos que era imposible que Daniela se hubiese envenenado o que se hubiese tomado algo, sino que la causa de muerte fue producto de que él la mato por los golpes, para nosotros como familia siempre fue esa nuestra tesis, pero lamentablemente, la Fiscalía fue muy mediocre y negligente en su hacer”, explicó Claudia, la tía de Daniela.

Insólita citación a declarar

Sorpresa tras sorpresa se ha llevado la familia de Daniela durante los casi cuatros de proceso judicial, donde incluso temieron por el cierre de la causa por falta de pruebas.

«El fiscal Torrejón fue como poco solidario con la muerte de Daniela a la hora de entender a mi hermana, yo creo que para él era más fácil que la Daniela se hubiese suicidado y no hacer bien su pega”, explica Claudia.

Tras varios meses después de lo ocurrido, en diciembre de 2020 y en un hecho catalogado como insólito, llegó hasta el domicilio de Daniela, una citación del Tribunal Oral en lo Penal de La Serena, para que ella fuera a declarar el 21 de diciembre.

“Bueno esa fue una de las rabias, una de las rabias que te da el sistema” afirma la tía de Daniela.

Luego de darse a conocer esta situación, desde el Poder Judicial emitieron un comunicado público donde señalaban que este hecho había ocurrido por “un error administrativo”.

“La diligencia fue encomendada por el tribunal, debido a un lamentable error administrativo en relación al sistema de tramitación de causas. El tribunal lamenta dicha situación y precisa que se han tomado al respecto las medidas administrativas pertinentes, comprometidos con brindar un servicio de calidad, donde prima el respeto, la no discriminación y el más amplio acceso a la justicia”, explicaron desde el Poder Judicial.

El futuro de la causa 

Este domingo se dará a conocer la sentencia que deberá cumplir David Espinoza Geraldo, si bien arriesga como máximo 8 años de cárcel, la pena podría ser menos, asegura el abogado Pedro Orthusteguy.

“La verdad es como hay discusiones respecto a si concurren o no circunstancias atenuantes, la irreprochable conducta anterior en particular por los antecedentes que tenía David Espinoza, hay un gran rango de posibilidades, pero eventualmente pudiera ser que la suma de todas las condenas sea menos de 5 años y eventualmente podrían otorgarle alguna pena sustitutiva en libertad”, explicó el abogado.

Lo anterior sumado, además, que actualmente David Espinoza lleva varios meses en prisión preventiva. Debido a esto, Orthusteguy como la familia de Daniela, adelantó que recurrirán de nulidad.

“Nosotros vamos a intentar hacer un recurso de nulidad, no sabemos bien si vamos a ir a la Corte Suprema o a la Corte de Apelaciones de La Serena, estamos trabajando en la causa, pero de todas formas debemos revisar la sentencia, que es lo más importante”, añadió Orthusteguy.

“Está claro que nosotros vamos a seguir hasta las últimas consecuencias, para poder llegar a obtener justicia por la muerte de Daniela”, finalizó Claudia Espejo, tía materna de Daniela Reyes.