1 de octubre 2023

AQUÍ Y AHORA

NOTICIAS

La situación financiera en el ámbito de la salud sigue agudizándose debido a que ahora las clínicas que forman parte de Red Dávila, parte del grupo Banmédica, presentaron demandas civiles de cobro en contra del Fondo Nacional de Salud (Fonasa) y de los servicios de Salud Metropolitano Norte y Metropolitano Sur Oriente.

Estas acciones obedecen, según indicaron en un comunicado, a «las millonarias deudas que mantienen con las clínicas por concepto de Ley de Urgencia (riesgo de muerte o secuela funcional grave que requiere de atención inmediata) y Revase (prestaciones otorgadas posestabilización del paciente)».

«La falta de pago por parte de ambas entidades ha impacto de manera significativa a las clínicas de la Red Dávila, las que se han visto obligadas a financiarse con recursos propios y endeudamiento bancario. El perjuicio a las clínicas se incrementa si se considera que los pagos de Fonasa se realizan sin reajuste ni intereses», agregaron.

En detalle, la Clínica Dávila exige que Fonasa y el Servicio de Salud Metropolitano Norte paguen $11.874.027 por prestaciones.

En tanto, la Clínica Dávila Vespucio demandó a Fonasa y al Servicio de Salud Metropolitano Sur Oriente por una deuda que alcanza una cifra de $11.230.590.182.

Además, las prestadoras piden que se añadan los intereses, reajustes y costas.

Las red de clínicas explica que «estas acciones legales son el último recurso disponible luego de haber agotado todas las instancias previas en busca de una solución, entre ellas, el envío de más de 40 cartas formales y varias solicitudes de reuniones a la autoridad correspondiente, reclamaciones que no tuvieron acogida satisfactoria».

Finalmente, adelantaron que esperan dentro de las próxima semanas poder iniciar nuevas acciones judiciales.