21 de mayo 2024

AQUÍ Y AHORA

NOTICIAS

El alcalde de Recoleta, Daniel Jadue (Partido Comunista), ofreció un punto de prensa este viernes, día en que ya se cumplió la eventual formalización por parte de la fiscalía en el caso de las farmacias populares, información que fue publicada La Tercera.

«Hoy día es 28 de julio y no he sido formalizado. Y la fiscal que lleva esta acusación, como las decenas de acusaciones que me han hecho, en lo que a mi parecer constituye una persecución política durante estos últimos 11 años y que nunca han llegado a puerto, ha dicho que no tiene contemplada formalización por el momento porque la causa tiene numerosas diligencias pendientes», declaró Jadue.

Asimismo, afirmó que «confío en la justicia».

Sin embargo, acusó que «tengo la certeza que esto no viene de filtraciones. Esto viene de una campaña hecha por un medio en particular y replicada por otros medios, que ha afectado tremendamente a mi familia a y a quienes trabajan y colaboran en esta gestión, y que es algo que no puede seguir».

«Uno entiende porque algunos sectores se resisten tanto a estas comisiones contra la desinformación, porque esto es un acto de desinformación. Y esto cuando se repite a lo largo del tiempo va instalando socialmente la idea que alguien que nunca ha sido juzgado ni condenado, es culpable», agregó.

En ese sentido, el jefe comunal sostuvo que «de esto es lo que hay que hacerse cargo, porque la mentira, la difamación, la calumnia y la injuria no pueden formar parte de la libertad de prensa. Quien lo considere, sencillamente no conoce el concepto de la libertad».

Daniel Jadue aseguró que «estamos frente a un mentira y un intento de denostar, que además es continúo» y precisó que «el mismo medio tenía sentado en el banquillo de los acusados hace como cuatros años y hace dos también. Y todavía no he sido ni llamado a declarar».

Por esta razón, anunció que «vamos a ejercer todas las acciones judiciales, penales y civiles que nos permita la ley contra el editor, el medio, la periodista y contra todos aquellos que sigan insistiendo en la responsabilidad que significa ni siquiera cautelar el derecho a la defensa y a la presunción de inocencia, que para algunos es ley sólo cuando compete a sus familiares y amigos».