23 de mayo 2024

AQUÍ Y AHORA

NOTICIAS

El diputado del distrito 8, Rubén Oyarzo (IND), se reunió en la Cámara la tarde de este viernes con Romy Vargas, madre del conscripto Franco Vargas que murió durante una marcha del Ejército en Putre, Región de Arica y Parinacota. En este contexto, el parlamentario anunció una Sesión Especial para obtener explicaciones, ya que “aquí, al parecer, hay ocultamiento de información”.

Tras el encuentro, el *diputado Oyarzo (IND)* manifestó que han solicitado información de los 45 conscriptos debido a que “no sabemos en qué condiciones están, por qué están en cuarentena, por qué tienen una bacteria, por qué le van a amputar posiblemente una extremidad a un joven conscripto, por qué hay otro grave por un virus o una bacteria, cuáles son las explicaciones que tiene que darnos el Ejército de Chile y las autoridades correspondientes”.

Por este motivo anunció que “si queremos fortalecer nuestras instituciones, tenemos que partir y hacer las cosas bien, mejorar los protocolos. Y es por eso que oficiamos al Ministerio de Defensa, pero no solamente eso. Vamos a pedir una Sesión Especial acá en la Cámara para que nos vengan a dar explicaciones”.

“Aquí al parecer hay ocultamiento de información y es gravísimo. Esto no puede seguir pasando”, sostuvo el parlamentario.

Asimismo, expresó su apoyo a la madre del fallecido conscripto asegurando que “vamos a estar contigo, vamos a luchar”.

De igual forma confirmó que “se contactó con nosotros la senadora Campillai para hacer una sesión especial en la Comisión de Derechos Humanos del Senado el día martes porque queremos que el caiga quien caiga sea real. Queremos saber quiénes son los responsables y qué fue lo que pasó el 27 de abril en Putre durante la madrugada. Queremos y necesitamos explicaciones”.

Además, hizo un llamado a propósito que “sé que anda por acá la ministra Tohá y por eso quiero decirle: Ministra Tohá, tengamos una reunión, necesitamos que las autoridades den la cara y que le den alguna explicación razonable a Romy Vargas y a todas las madres y padres que están sin saber cómo están sus hijos, sin tener una comunicación diaria. A alguno, incluso, se le encontró que tenía un soplo al corazón, con exámenes por este motivo”.

“Es gravísimo lo que está pasando. Necesitamos revisar los protocolos. Y de verdad, le digo, ministra Tohá, tengamos una reunión ahora. Ministra de Defensa, Maya Fernández, contáctese, haga un llamado, no cuesta nada. Y Presidente Gabriel Boric, tengamos una reunión porque esto no puede seguir pasando”, concluyó el diputado.

Por su parte, la *madre del joven soldado, Romy Vargas*, manifestó que “actualmente nadie del Ejército se ha acercado para, por último, decirme perdón. Mi hijo murió en una extraña circunstancia, en las cuales el Ejército sacó -perdón por la palabra- una indecencia de comunicado el sábado que contradice totalmente las versiones de los niños y de sus padres que se han acercado como fue realmente la muerte de mi hijo”.

En ese sentido, afirmó que “lo que yo busco es que esto se aclare, que se tomen cartas en el asunto, que esto no quede impune, que no sea un caso más que ahora está en la palestra y que después quede en nada por ser yo una persona en vulnerabilidad por vivir en un sector marginal o cómo se pueda decir”.

Además hizo un llamado a que “por favor, necesito una junta con el Presidente. Necesito que él golpee la mesa para que esto pare, para que no se vuelva a repetir. Para que ningún otro niño muera o sea entregado a sus padres en un cajón como lo hicieron con mi Franco”.

“Mi Franco tiene que tener justicia para que pueda descansar en paz. Yo estoy destruida, estoy parada aquí y no sé cómo, creo que por la lucha por mi hijo. Lo acabo de enterrar, el 1 de mayo, pero si no me muevo antes queda en nada porque yo no soy una persona que tenga apellido ni millones ni que tenga influencias. Por lo cual, por favor, les pido su ayuda para acercarme al Presidente y hablar con él porque esto no puede quedar así. Que la autoridad haga su trabajo cómo debe”, agregó.

Igualmente, enfatizó en que “por favor, necesito una segunda autopsia sin la intervención de la Fiscalía Militar”.

Sobre lo anterior, expresó sentido “miedo, ya que está el hermetismo de que hay niños que están en confinamiento por distintas infecciones de índoles de dudosa naturaleza porque nadie dice nada claro. Y luego se acercan a la prensa a llenarse de mentiras, porque hoy en las entrevistas una mamá dijo que es falso todo lo que han dicho.

“Que den la cara. No puede ocurrir esto en estos tiempos. Debe ser, cómo ellos dicen, dar su vida por la patria, deberían cuidar a nuestros compatriotas y a sus camaradas. Y con mi hijo no lo hicieron”, sostuvo.

Consultada respecto a si ha sido contactada por alguna autoridad de Gobierno, respondió que “sólo por Whatsapp con la ministra Maya (Fernández, Defensa), la cual me prometió un informe diario y luego me envió el número del Servicio Médico Legal para que yo me acercara porque además tengo que yo hacer las cosas. Y el informe no lo he recibido”.

“Además, tengo que mencionar que la autopsia de mi hijo fue de menos de una hora en Arica y yo no quedo conforme con eso. Necesito una segunda autopsia y una segunda investigación y que, otra vez, insisto, que no esté la Fiscalía Militar involucrada”, concluyó.