7 de diciembre 2021

Veritas Capitur

La Verdad se Conquista

Un estudio impulsado por la Red chilena Contra la Violencia hacia las Mujeres alertó sobre el alto porcentaje de mujeres con una experiencia negativa tras denunciar ante carabineros ser víctima de violencia machista.

Se trata de un estudio exploratorio que «tiene por objetivo conocer las experiencias que tuvieron las participantes durante este proceso, considerando cómo la denuncia fue acogida por la institucionalidad y cuál fue la respuesta que se les otorgó en ese momento, a partir de su propia percepción».

«¿Cómo las mujeres víctimas de violencia podrían llegar a denunciar a sus agresores a una institución como Carabineros de Chile? Fue la interrogante que nació desde lo vivido durante los meses de protesta, preocupación que se intensificó con la crisis sanitaria y social provocada por la llegada del covid-19 en marzo de este año, al constatarse la agudización de la violencia hacia las mujeres producto del confinamiento. Si bien en este contexto se hizo patente que los y las carabineras no estaban acogiendo las denuncias debidamente, y que no se estaban realizando las rondas diarias para salvaguardar la vida de las mujeres que acudieron al Estado por protección; desde hace mucho antes se evidenciaba que los canales de denuncia eran insuficientes: por ejemplo, en 2018, un 42% de las mujeres víctimas de femicidio contaban con medidas cautelares al momento de sus asesinatos«, plantearon desde la Red.

La muestra analizada en el estudio corresponde a 205 casos válidos, los que fueron recogidos entre el 11 de junio y el 30 de septiembre del año 2020

El informa da cuenta que «del total de mujeres que respondieron a la consulta, un 14% manifestó tener una percepción positiva o neutra de su experiencia denunciando o intentando denunciar a su agresor en Carabineros, mientras que un 81% de las participantes dio cuenta de que su experiencia fue negativa. Un 4,9% de las mujeres prefirió no incluir el relato de su denuncia».

#CarabinerosMeDijo

El estudio muestra ejemplos de respuestas dadas por funcionarios policiales al momento de efectuar la denuncia, momentos en que «una mujer que vive violencia por parte de su pareja, puede presentar una respuesta de shock, de híper alerta, altos grados de ansiedad y angustia, y una preocupación constante sobre la repetición de ese evento agresivo, que tratará de evitar».

«En ese estado de vulnerabilidad e impacto, es que muchas de las mujeres agredidas por sus parejas buscan apoyo en la comisaría más cercana. Sin embargo, la respuesta que encuentran en su primer acercamiento a Carabineros es violenta también, y termina siendo retraumatizante para la mayoría de ellas», explican.

Algunas de las respuestas dadas a conocer son las siguientes:

-Me sentí súper ofendida, me dijeron en palabras textuales que fui poco inteligente por «meterme con alguien así» [refiriéndose al agresor] – 20 años, San Joaquín

-“Señora, ¿qué estaba haciendo que su marido le pegó? Si lo sacó de las casillas es su culpa”. Me subieron a un furgón y me llevaron de vuelta a mi casa, me entregaron a mi marido (…) Por supuesto él continuó golpeándome, al final me fui de la casa con lo puesto – 20 años, Puente Alto.

-Recibí respuestas como: “¿para que se queja sino tiene nada fracturado?” Finalmente dejé de denunciar (…). Me llevaron a conversar con él para que arregláramos nuestros problemas amorosos, ¡horrible! – 29 años, La Reina y Los Dominicos

En el informa relatan que tras analizar las respuestas «se observa que Carabineros minimiza y naturaliza la violencia, se atribuye una facultad que no les corresponde, al determinar si el hecho denunciado corresponde a un delito o no y a la gravedad del mismo. Reaccionan con burla y risas ante los relatos de las mujeres, provocándoles daño emocional y psicológico, además de desacreditar su relato sobre la violencia que viven. Si no presentan marcas visibles no es violencia, y esa es la prueba que exigen, si no hay huellas no es verdad».

«Constatamos a partir de las experiencias compartidas por las mujeres que participaron de este estudio lo que venimos denunciando hace años: que el respeto por los Derechos Humanos está lejos de formar parte de los pilares de la institución de Carabineros, haciéndose insostenible su existencia sin un profundo proceso de cambio. Ante la reciente renuncia de Mario Rozas, General Director de Carabineros, exigimos verdad, justicia y reparación frente a todos los crímenes de lesa humanidad perpetrados por el Estado chileno, así como también la refundación total de Carabineros de Chile», concluyeron.

COMPARTE ESTA NOTA
COMENTA ESTA NOTA