13 de agosto 2022

Veritas Capitur

La Verdad se Conquista

En conversación con Radio Universo, la ministra de Salud, María Begoña Yarza se refirió a la polémica que ha generado el adelanto de las vacaciones de invierno para los estudiantes.

Al respecto, reconoció una falta de coordinación. “Yo reconozco que, efectivamente, deberíamos haber conversado con más ministerios. Creo que en eso tenemos que mejorar”, sostuvo. “Salud es muy complejo en término en las interconexiones que tiene. Creo que ese es un aprendizaje que bien nos viene y estamos disponibles para seguir aprendiendo”.

Junto a lo anterior, detalló que “la primera reunión con todos los servicios del país fue el 5 de abril para hablar de la campaña de invierno y el foco infantil, que había sido un foco que no se había tenido que tomar porque 2020 y 2021 no fueron años epidémicos”.

Consultada por si hubo “improvisación” de su parte, afirmó “O sea, improvisación…. más bien ha habido un cuidado y una monitorización bien exhaustiva todo el tiempo”.

Además, agregó que la decisión fue informada a la Comisión Nacional de Respuesta Pandémica (CNRP), “y la opinión de ellos era que la suspensión de clases se hiciera más precozmente de lo que nosotros lo calculábamos, teníamos una diferencia ahí. Ellos nos responden y nos dicen ‘tómenla ustedes porque tienen la sensibilidad mayor respecto a las redes’. Nosotros lo discutimos, conversamos con Educación y avisamos de esto con varias semanas para que se pudieran tomar las medidas en las comunidades educativas”.