27 de mayo 2024

AQUÍ Y AHORA

NOTICIAS

La ministra del Interior, Carolina Tohá, comentó durante este jueves en Gobierno Informa las críticas emanadas desde Bolivia hacia el presidente Gabriel Boric, quien acusó al país vecino de entorpecer la expulsión de migrantes irregulares, a lo cual le contestaron que «no existe acuerdo que genere dicha obligación».

Con este contexto, Tohá desmintió lo señalado desde la cancillería boliviana, en particular aquello sobre que Chile está obligando a Bolivia a «recibir» extranjeros mientras que «la ley chilena no puede hacerlo».

De este modo, la jefa de gabinete señaló que «cuando en la frontera se detiene a gente de nacionalidad boliviana, ellos los acogen sin ningún problema, pero cuando se trata de una persona de otra nacionalidad, Bolivia no los está recibiendo».

Luego, explicó que el problema se produce cuando no hay forma de reconducir al extranjero que ingresó por Bolivia.

«Esto tenemos que solucionarlo con acuerdos bilaterales, por eso el trabajo que estamos haciendo un trabajo diplomático, no solo gubernamental, sino que también parlamentario, a través del parlamento andino», sostuvo Tohá.

Posteriormente, indicó que gracias al avance de la Ley de infraestructura crítica, se vuelve más factible continuar con esta materia, porque a Bolivia también le interesa que muchas personas que cruzan la frontera «sin mala intención», lo hacen por tradición local o porque trabajan en los dos países. La idea es que aquellas personas puedan hacerlo «sin pasar sobresalto y sin ser expuestos a una fiscalización compleja».

«Hay más elementos en esta conversación para que ambos lados ganemos», cerró.