13 de agosto 2022

Veritas Capitur

La Verdad se Conquista

Luego de que la Seremi de Salud de la Región de La Araucanía contratará Pascual Pichún Collonao, condenado por el delito de incendio y hermano de Juan Pichún, uno de los voceros de la Coordinadora Arauco-Malleco e hijo de Pascual Pichún, fallecido lonko de Temulemu, surgieron las reacciones desde la oposición, las que claramente serían de críticas, pero ahora con emplazamientos a la jefa de la cartera y peticiones de renuncias.

El diputado de la Unión Demócrata Independiente (UDI), Jorge Alessandri, manifestó que «no cabe más que preguntarle a la ministra de Salud, Begoña Yarza, si está de acuerdo con esta contratación, si la visó, y si cuando el gobierno dijo que no iba a perseguir ideas, esto significaba contratar a todos los parientes directos de los miembros CAM».

Además, «la ministra se tiene que pronunciar y los chilenos tenemos que luchar porque los recursos fiscales se usen en beneficio de todos y no de los violentos» sostuvo.

Por su parte, su colega, el diputado Henry Leal también de la UDI, declaró que «ya nada nos puede sorprender (…) la ministra de Salud debe dar explicaciones e informar si estaba enterada que su Seremi en la región de La Araucanía contrató a una persona que ha sido condenada y que tiene vínculos familiares al vocero de la CAM».

Y añadió que «espero que como mínimo se le pida la renuncia a la Seremi de la región de La Araucanía, tiene que dar un paso al costado».

En tanto, desde Renovación Nacional, el diputado por La Araucanía, Miguel Mellado (RN), anunció que oficiaron al ministerio de Salud por esta contratación ya que «no sabemos si efectivamente cumple los criterios por los cuales el cargo fue creado, si el concurso fue público o a dedo, si cumplió o no la pena que le corresponde (…) no sabemos los antecedentes penales y judiciales que todavía están en proceso».

«Esperamos que la ministra responda con prontitud para saber en qué se está gastando la plata de todos los chilenos», concluyó.