29 de noviembre 2021

Veritas Capitur

La Verdad se Conquista

La mañana de este viernes se conoció que la Brigada Anticorrupción de la Policía de Investigaciones allanó las oficinas de la subsecretaria de Prevención del Delito, Katherine Martorell.

Lo anterior en el marco de una querella por fraude al fisco, prevaricación administrativa y falsificación de instrumento público que la empresa Pegasus presentó, acusando actuar negligente de la subsecretaria para favorecer a Motorola en la adjudicación de una licitación para proveer cámaras GoPro a Carabineros.

Pegasus, supuestamente perjudicadas por estos hechos, interpuso en junio pasado una querella ante el Séptimo Juzgado de Garantía de Santiago por delitos de corrupción en contra de la subsecretaria Martorell. Según se detalla en la acción judicial, hubo delito al favorecer a la empresa Motorola, que finalmente se adjudicó la licitación.

[irp posts=»1833″ name=»Ofician a Contraloría para que indague posibles irregularidades en la compra de cámaras corporales para Carabineros»]

En base a antecedentes todavía preliminares, pues se trata de una indagatoria que la Fiscalía Centro Norte lleva de manera aún desformalizada, la querella sería por más de $131 millones.

La licitación, según consta en la denuncia de Pegasus, fue adjudicada a Motorola, pese a que sus cámaras corporales no habría cumplido con los requisitos y que no era el oferente más económico.

La diligencia de la PDI -mandatada por el Ministerio Público- se habría realizado este jueves y podría continuar hoy. La Brigada Anticorrupción realizó copias de todos los computadores aunque falta requisar las cámaras por las que se hizo la licitación y los teléfonos de los denunciados.

COMPARTE ESTA NOTA
COMENTA ESTA NOTA