20 de enero 2022

Veritas Capitur

La Verdad se Conquista

Alerta mundial ha generado la nueva variante del coronavirus detectada en Sudáfrica el pasado 22 de noviembre, esto por su rápida propagación.

Se trata de la cepa B.1.1.1529, 26 científicos de la Organización Mundial de la Salud se reúnen este viernes para analizarla. A pocas horas de darse a conocer, ya hay países que han reaccionado, en Israel por ejemplo, prohibieron la entrada a extranjeros.

Incluso, las principales bolsas europeas abrieron la jornada con bajas superiores al 3%, en Londres perdía 2.71%, en París abrió en baja de 3.59%, mientras que la bolsa en Madrid retrocedió 3.80% y en Frankfurt 2.83%. El precio del petróleo a nivel mundial también se ve afectado.

Pese a que el Instituto Nacional para las Enfermedades Infecciosas de Sudáfrica ha entregado antecedentes de que los casos de la nueva variante también conocida como Ni no han presentado síntomas inusuales a los ya conocidos, hay expertos que plantean el riesgo de que podría representar el primer indicio de que esta variante puede ser mas transmisible o escapar a la respuesta inmune.

El doctor José Gregorio Martínez, infectólogo de la Clínica Vespucio, argumenta “El surgimiento de nuevas variantes es un proceso natural. Como ya es sabido los virus sufren mutaciones y el conjunto de estas mutaciones conllevan a la aparición de nuevas variantes que no es más que virus q se hacen diferentes, así que es de esperar que en el curso de una pandemia de origen viral sigan apareciendo variantes y mutaciones. Esta nueva variante genera preocupación porque podría ser más transmisible o escapar a la respuesta inmune”.

En Alemania la alerta ante la variante Ni está latente, este viernes registró nuevos peaks de incidencia y contagios diarios, con 438,2 nuevas infecciones por cada 100 mil habitantes y 76.414, respectivamente.

COMPARTE ESTA NOTA
COMENTA ESTA NOTA