26 de mayo 2024

AQUÍ Y AHORA

NOTICIAS

Colo Colo, club que cumple 99 años durante este viernes, vive una nueva controversia entre el Club Social y Deportivo y la concesionaria Blanco y Negro S.A. (ByN), esto tras el anuncio de remodelación del Estadio Monumental David Arellano y su posible vínculo a la extensión del contrato de la controladora del Cacique.

Recordemos que, de cara al centenario del club, el presidente de ByN, Alfredo Stöhwing, anunció la remodelación de «la ruca» con una inversión cercana a los US$ 50 millones. Un anunció que llega también a poco días del 26 de abril, fecha en que se realizarán elecciones al interior del directorio.

El 2035 finaliza la concesión que firmó ByN por 30 años y por ello se le consultó a Stöhwing si apuntaba a extender el contrato.

Según respondió el mandamás albo a La Tercera, «hay que verlo. Hay que conversarlo con el Club Social y Deportivo. Depende de la cantidad de años. Probablemente, pero no creo que se opongan a una cosa que es de beneficio para la institución y que, al final, va a quedar para el club social y deportivo».

«Yo creo que están bastante dispuestos. Tienen que aprobarlo en una asamblea, pero creo que van a estar dispuestos, si es por el beneficio del club», agregó.

Sus dichos no pasaron desapercibidos para el CSYD. Su vicepresidente, Alejandro Droguett, escribió en X (antes Twitter) que «Sr. Stöhwing no se confunda, ni confunda a la opinión pública. El Club Social y Deportivo Colo Colo NO ESTÁ DISPONIBLE para extender el contrato de concesión para la remodelación del NUESTRO estadio».

En esa misma línea se mostró el expresidente del CSYD, Edmundo Valladares, quien consultado por El Mercurio, señaló que «ante un eventual proyecto estadio, considero que no es necesario extender el contrato, ya que igualmente este se renovará en 2035».

«Si ByN paga la deuda con el fisco ($13.600 millones), quedará el 50% de la propiedad para el CSYD. Si no la paga, la propiedad de la concesionaria será en un 99% del CSYD», concluyó.