24 de mayo 2024

AQUÍ Y AHORA

NOTICIAS

Nicolas Sarkozy fue condenado este lunes a 3 años de cárcel por corrupción y tráfico de influencias, convirtiéndose así en el primer expresidente de Francia en recibir una pena de este tipo. Sin embargo, su abogada Jacqueline Laffont anunció que apelará a la sentencia.

La apelación suspende la ejecución provisional de la pena que había sido conmutada a arresto domiciliario con brazalete electrónico.

Sarkozy, presidente de Francia entre 2007 y 2012, es el segundo exmandatario en ser condenado por la justicia, después de su antecesor y mentor político Jacques Chirac en 2011 por malversación de fondos públicos cometida cuando era alcalde de París. Pero por problemas de salud, Chirac nunca compareció ante la corte.

Esta primera condena para Nicolas Sarkozy llega a pocos días de que se enfrente a un segundo juicio el 17 de marzo en el caso «Bygmalion», relativo a los gastos de su campaña presidencial de 2012.