24 de junio 2024

AQUÍ Y AHORA

NOTICIAS

El entrenador se despidió del club español que dirigió por segunda vez con una carta difundida en redes sociales.

Por EL ÁGORA / Foto: ARCHIVO


Tal como se confirmó este lunes, Jorge Luis Sampaoli dejó de ser el entrenador del Sevilla, club que está a dos puntos de la zona de descenso de la Liga, pero también en los cuartos de final de la Europa League. La campaña del casildense en su segundo ciclo en el cuadro blanquirrojo registra 13 victorias, seis empates y 12 derrotas, marcando un 48.39% de rendimiento.

El club confirmó la salida del entrenador con el siguiente comunicado:

“El Sevilla FC ha resuelto el contrato con su entrenador, Jorge Sampaoli, tras la derrota del equipo en Getafe, que ha vuelto a colocar el equipo al borde de las plazas de descenso.

El hecho de que el equipo no haya logrado salir de las posiciones más bajas de la tabla desde su incorporación como técnico y la imagen ofrecida en los últimos encuentros del equipo han llevado al club a tomar esta decisión, en busca de una reacción en las doce últimas jornadas que restan para acabar la Liga”.

De todas maneras, si bien Sampaoli no volverá a dirigir en el Ramón Sánchez Pizjuán, el vínculo entre el entrenador y el Sevilla aún no finaliza, ya que las partes negocian los términos de la rescisión. El contrato expira en junio de 2024, por lo que el club deberá pagar entre 10 y 12 millones de euros como indemnización. Los directivos buscan que la cifra baje considerablemente, ya que hace poco desembolsaron 10 millones de euros por el despido de Julián Lopetegui, el antecesor de Jorge Luis.

Sampaoli, que no va a ceder en sus expectativas económicas y que, por lo tanto, espera recibir lo que le corresponde conforme al contrato -como ya confirmaron sus abogados-, se despidió del Sevilla con las siguientes palabras:

“Me toca decir adiós a una ciudad y a unos colores que llevo en el corazón.

“Cuando me llamaron para regresar, pensé que era una buena opción para cerrar una primera etapa que, de alguna manera, había quedado abierta. Sevilla es el primer equipo en mi carrera en el que intento una segunda oportunidad. Y puedo certificar que, pese a que las circunstancias fueron diferentes, mi cariño por este escudo no se rompe y continúa siendo enorme.

“Me voy con la cabeza alta por la actitud en todos los momentos, porque estamos en cuartos de final de Europa League y porque nos esforzamos muchísimo para sacar esta historia adelante. El fútbol no siempre nos devuelve con alegrías el insomnio que le dedicamos. Pero no tengo dudas de que valió la pena ofrecer y poner el corazón por este escudo.

“Quiero agradecer a los jugadores y a cada empleado del club por habernos acompañado. No tengo dudas de que lograrán el objetivo.

“Quiero que llegue mi gratitud a los hinchas por el empuje en el Sánchez-Pizjuán, donde este año nos hicimos muy fuertes. Es hermoso jugar allí.

“Le deseo toda la suerte del mundo al Sevilla y le dejo un abrazo fuerte al entrañable sevillismo”.