25 de noviembre 2020

Gran controversia ha generado al interior del Congreso el proyecto de ley patrocinado por la diputada Camila Vallejo para que sean las y los constituyentes elegidos el 11 de abril quienes definan el quórum requerido para la Convención Constitucional.

Mayoritariamente las críticas apuntan a un «cambio de reglas del juego», considerando el acuerdo pactado por partidos oficialistas y de oposición el pasado 15 de noviembre.

LEE TAMBIÉN:  "Se llama Democracia": Camila Vallejo defiende proyecto que posibilita cambiar quórum de 2/3 en CC

Por otro lado, quienes defienden la moción, resaltan el carácter democrático de la propuesta (un proyecto de ley) y la necesidad que una minoría no impida cambios impulsados por las mayorías.

LEE TAMBIÉN:  "No sea hipócrita": Ibáñez le recuerda a Chahín promoción de voto secreto en la Convención en medio de polémica por 2/3

En esa línea, en el proyecto se destaca que «no es democrático que una minoría tiranice una mayoría».

Respecto a los 2/3, el proyecto plantea que «el efecto probable de este quórum es lo que se conoce como veto reciproco con el consiguiente efecto de aprobar normas vagas, excesivamente generales y hasta poco coherentes. Por ejemplo, para que haya un sistema de seguridad social universal, solidario y con las garantías efectivas, será necesario un quórum de dos tercios y, consecuentemente, bastará sólo un tercio para eliminar su consagración constitucional y hacer prevalecer el actual sistema de AFP«.

«Con todo, si quienes desean mantener un sistema de pensiones con AFP no logran reunir un quórum de dos tercios para aprobar la continuidad de las bases constitucionales que actualmente fundan el sistema de seguridad social, tendremos una laguna constitucional en materia de seguridad social», añade.

Por otra parte, enfatiza que «no se va a entender cómo, para la aprobación de las normas, 55 votos en contra y 100 a favor pueda significar que no se haga lo que una mayoría ha planteado».

«Es poco democrático que 55 pueda más que 100 y enerva el sentido de las mayorías, además de ser totalmente inexplicable. ¿Cómo se va a explicar que, en cualquier votación significativa, insistentemente la minoría anule una amplia mayoría? La consideración fundamental debiera ser democrática y no es democrático que una minoría tiranice una mayoría«, destaca.

Revisa aquí el proyecto

COMPARTE ESTA NOTA:
COMENTA CON FACEBOOK

LO ÚLTIMO